Google+ Followers

Se ha producido un error en este gadget.

Buscar en este blog

viernes, 11 de noviembre de 2011

El “Gancho” de las letras pequeñas


            Por: Albita Santana
Las estrategias que usan los comerciantes de todas clases de productos, para atraer a clientes, pueden llegar a ser, en muchos casos, una trampa para los consumidores, por tanto, la desconfianza puede ser un arma que nos ayudaría a no caer en  un “Gancho” (Señuelo, anzuelo, engaño…).

            Esas letras pequeñas que traen los contratos, préstamos o compras a crédito, que definitivamente la gente no acostumbra leer, sea por prisa, necesidad de adquisición o la confianza que deposita en la empresa o persona con quien firma, les recomiendo que deberían comenzar a leerlas, porque esas casi ilegibles cláusulas, que muchas veces no se leen por una presión subliminar que ejerce sobre el cliente la persona que le está atendiendo, pueden ser la clave para que usted decida si en realidad le conviene o no el trato. Jamás firme sin estar enterado del más mínimo detalle, pues con su firma se compromete a “cumplir”.
            Cuando se instalan programas en las computadoras, siempre sale un cuadro de diálogo donde se le pide que lea en su totalidad los términos del contrato o licencia y que marque en una casilla si los acepta o no, con esto la empresa proveedora se protege de posibles demandas; al marcar la casilla “aceptar” estas firmando tal cual si fuera de puño y letra. Generalmente, le dan a aceptar sin leer,  porque se confía en el programa, lo que puede traer consecuencias tarde o temprano, aunque no es lo frecuente, pero de no funcionar como se esperaba, no tendrían derecho a reclamar.
            Cabe citar lo pequeñas que ponen informaciones como “Oferta valida hasta…”, “Algunas restricciones aplican” (no ponen cuáles son esas restricciones), “Válido hasta tal fecha…”,  “Válido hasta agotar existencia”, “No incluye impuestos”, En el caso del tabaco “Fumar es perjudicial para la salud” y del alcohol “El consumo excesivo de alcohol es perjudicial…Ley 42-01”
            A veces, el precio de un producto está sumamente bajo en la oferta, pero no detallan la calidad del producto, por eso es bueno leer o preguntar al vendedor por la calidad que lo respalda, el material de que está hecho, los ingredientes, etc. Otra forma es poner “Gratis” en letras grandes sin poner el precio del producto a comprar para obtener lo gratuito. Mire siempre las fechas de expiración y la garantía ofrecida
            Para denuncias o información consulte a Pro Consumidor, Tels.:809-472-2731, Email: info@proconsumidor.gov.do

Archivos del blog

Se ha producido un error en este gadget.

Saludo


La idea de iniciar una página en internet tiene muchas razones, entre ellas, la cantidad de temas que se pueden tratar, el espacio de que se dispone para escribir y publicar (sin cortes) ....Y por supuesto, la interacción con otros "patrulleros"

Creemos que este medio es la forma de comunicación que más rápido llega a los lectores dándoles la oportunidad de aprender, interactuar y participar.

Las noticias, por ejemplo, se actualizan en la web antes de que los medios escritos las publiquen, sin querer empequeñecer el alto valor de la prensa escrita.

Patrullar, es recorrer, vigilar, rondar, andar…así que esto es lo que verán aquí… artículos y comentarios sobre gastronomía, turismo, arte, eventos, cultura, música, folclor que surjan de nuestro andar por las calles de cualquier pueblo, ciudad o lugar del mundo.

No estamos comprometidos con nadie, sino con nuestra trayectoria, conocida por algunos y desconocida por muchos, por lo que nuestras opiniones y artículos no obedecen a criterio alguno que no sea el del autor.

Les pedimos a quienes nos visiten que realicen su "patrullaje" con responsabilidad, respeto y sin ofender la moral y dignidad de otros. Estamos abiertos a sus comentarios siempre que sigan estas normas.

Todo lo que se deje en este blog, será revisado, por lo que nos reservamos el derecho de publicarlo o no.

Esperamos sus visitas y los comentarios de las cosas que encuentren cuando anden “patrullando”…


Patrullemos

Patrullera

Mi foto
Santo Domingo, Santo Domingo, Dominican Republic